Una nueva temporada futbolera se pone en marcha y con ella saltan al terreno de juego los máximos exponentes del balompié videojueguil con el objeto de alcanzar el ansiado cetro dorado. Claro, que cuando tenemos enfrente a uno de los históricos dominantes de la competencia digital como el encargado de ofrecer el puntapié inicial, se hace imposible esconder nuestra empatía, sustentada en emocionantes tardes noventosas junto al viejo y querido Winning Eleven.

Ese respeto obtenido a lo largo de los años nos ha impulsado constantemente a generar una expectativa especial, ansiedad inusitada y justificadas ilusiones por encontrar el producto final perfecto. No obstante, es cierto que algunos desajustes durante la última década despertaron escepticismo en los más fieles seguidores, que a pesar de ello siguen alentando con firmeza a quien fuera en el pasado el dueño del trono.

Por eso, caminar por los vestuarios de este título de Konami se muestra familiar. El menú principal casi no presenta cambios sustanciales con relación a su antecesor por lo que navegar una y otra vez por su interfaz será un penal sin arquero para todos los usuarios (que pedían a gritos un lavado de cara). En tanto, a la hora de mencionar los modos de juego, la salida a escena de los ya clásicos apartados offline cuentan con pequeños retoques que a simple vista parecen imperceptibles. Y allí estarán, a la espera de propios y extraños, el partido amistoso, random selection match, cooperativo, versus y entrenamiento, acompañados por supuesto de los antes estelares Ser Una Leyenda y Liga Master.

Borombombom… para Armani… Pro Evolutiooon!

De éstos dos, de destacada historia reciente en la saga, solo encontramos novedades en el último, que ahora expone un avance en las noticias con breves videos de conferencia de prensa y entrevistas al más puro estilo de las señales deportivas. Además, podremos participar en la International Champions Cup de Estados Unidos durante la pretemporada, disfrutar del flamante sistema de negociaciones, gestión de presupuesto y los reglamentos de todas las ligas licenciadas junto a su respectivo formato competitivo.

El punto más destacado de éste producto se encuentra en su apartado online y eso ha quedado bien en claro en materia de prioridades. Es que este año myClub ha saltado al terreno con un interesante repertorio para ofrecer y ese talento bien aprovechado se puede observar desde el minuto cero. Por otra parte, si a eso le sumamos un delicioso colorido en su forma de presentación, sujetado en la variante de tarjetas de jugadores destacados, que llegaron para reemplazar los ball openings, estamos en presencia del atractivo más resonante para éste año.

Para nuestra comodidad, se ha ensanchado el número máximo de capacidad en el plantel a escoger (ya no hay necesidad de expandir los espacios) y se aumentó el costo de GPs de 10.000 a 25.000 para los representantes especiales, que en lugar de uno nos llegarán de a tres jugadores y en formato de bolas plateadas, doradas o negras de acuerdo a nuestra fortuna. En tanto, tuvimos el agrado de presenciar durante la primera semana de lanzamiento uno de los aditamentos más sorprendentes: los mejores de la semana llegaron con un valor extraordinario en cuanto a sus atributos y durante los primeros días podían ser obtenidos por la módica suma de 100 monedas, algo impensado para muchos (esperemos se mantenga fijo para el futuro).

MyClub… el del Diego de la gente.

Aunque nos prometieron flexibilidad en la adquisición de nuevos entrenadores, al momento de ésta redacción el precio para poder acceder a los DT top del mundo se encontraba bloqueado para intercambiar por GPs y por lo menos de difícil alcance en cuanto a efectivo dorado. Por eso, será importante administrar nuestros valores y no perder de vista la organización del plantel, fundamental para sumar a las estrellas rutilantes del fútbol mundial.

Algo que en la redacción de GamePod llamó la atención fue la eliminación de las divisiones de éste modo (como las conocíamos hasta la fecha), que se han modificado por el sistema de aclamación y exhibe un nivel particular de habilidades en el 1 vs 1. Cada diez partidos recibiremos un galardón diferente que nos permitirá obtener mayor puntuación y además, la suma de triunfos nos dará paso a una nueva categoría, sin olvidar que nuestra participación en myClub afectará al ranking de PES League.

Si pisamos el césped la historia es la de siempre pero potenciada en su máxima expresión. Nunca antes la iluminación y el aspecto gráfico de la franquicia se había visto tan bien, sujetada ésta vez en el software Enlighten, que nos permite apreciar cada escenario, el graderío y los protagonistas como si se tratase de una transmisión de TV. Al mismo tiempo se ha añadido el césped en 3D, cosa que le atribuye al título de Konami un aspecto fantástico, acompañado de una física del balón inigualable.

Qué decir de la física de las redes de los arcos, aspecto casi olvidado en los últimos años y que despierta poco interés por parte del usuario moderno, pero que para los fanáticos de los pequeños detalles es uno de los grandes aditamentos a disfrutar. Ahora los remates potentes sacudirán el tejido de las porterías de una manera extraordinaria, cosa que hará recordar por momentos (sin llegar a igualarlo, por supuesto) al inolvidable Football Kingdom de Namco.

La jugabilidad es exquisita, los pases a los compañeros de equipo se ajustan a nuestro interés principal y sólo irán dirigidos con imprecisión cuando salga desde los pies de algún jugador físicamente agotado o su receptor corra la misma suerte. El contacto físico también es uno de los puntos a remarcar, pero serán repetidas las ocasiones en la que los roces se produzcan entre los compañeros de equipo, situación que nos hará masticar toda la bronca.

PES 2019 sumó varios movimientos nuevos para su versión de temporada pero el que se llevó todas las miradas fue el disparo ascendente, ya visto hace algún tiempo atrás en el tráiler de revelación. Después, los clásicos remates al arco son una delicia, la respuesta de nuestros miembros de plantel aparece sumamente cuidada, cosa que podremos notar en los tiros de larga y corta distancia. Además, se disfrutan notablemente los enfrentamientos cara a cara, el zapatazo cruzado y la sutileza de tres dedos al palo contrario, las jugadas a balón detenido, la infaltable vaselina y la utilización de la cabeza para terminar nuestras mejores maniobras.

Las redes espectaculares… ¿y mis atajadas que, eh?

En cuanto al aspecto defensivo, rara vez nuestros zagueros y laterales padecen del síndrome defectuoso de cambio del cursor y la respuesta posicional es en gran porcentaje efectiva. No obstante, la reacción de los arqueros en los duelos mano a mano deja cierto espacio para las dudas, llama mucho la atención su pasividad ante la arremetida trepidante de un delantero rival y en más de una oportunidad se quedarán clavados bajo los tres palos. Este detalle, que sólo se observa en los eventos fuera de línea, esperemos sea solucionado en próximas actualizaciones

El lado flaco de Pro Evolution Soccer siempre se ha centrado en el tema licencias, pero para la alegría de todos los acérrimos defensores de la popular serie de Konami, en ésta oportunidad tendremos 7 ligas adicionales (con la ausencia de la segunda división de España e Italia). Entre ellas, la Superliga Argentina, con cada uno de los equipos que la conforman y los estadios de Boca Juniors y River Plate. Por otra parte, como ya se hizo una costumbre, el material está localizado a nuestro español, con relatos de Rodolfo De Paoli y comentarios de Diego Latorre, con sus características frases y la inclusión de nuevos call names que no habíamos disfrutado hasta la fecha.

Para aquellos que esperaban una segunda división ficticia en estas latitudes allí estará la competencia PLA, que nos permitirá modificar sus datos a nuestro placer con la inclusión de los diversos option files que andan dando vuelta por la comunidad. Este trabajo de corte amateur no sólo servirá para incluir la Primera B Nacional de nuestro país, sino que también nos ayudará a licenciar todos aquellos campeonatos en los que la empresa japonesa no pudo obtener los derechos de uso.

Otro campo agregado que puede presentar un valor especial en algunos usuarios se muestra en la particular facilidad para completar la lista de logros/trofeos (según la consola o sistema que tengamos). Y es que luego de un lapso considerable de tiempo y debido al adiós a la Champions League, PES se vio obligado a hacer una modificación drástica de la misma, con la ausencia del terror de los desafíos, las frustrantes victorias en cadena ante un rival de la COM en modo imbatible.

En definitiva, un producto pulido, aceitado y conformado para ser un éxito, pero que encontrará detractores a la vuelta de la esquina. Sin embargo, las convicciones de una estrategia simple pero eficaz a la vez parecen encaminarlo definitivamente hacia un resultado prometedor y así recobrar la mística que alguna vez supo derrochar en los campos digitales del globo.

https://www.youtube.com/watch?v=xzeGdsKdBz8
PES 2019

Revisado en PS4
Pro Evolution Soccer es todo lo que queremos de los juegos de fútbol, goles, pasión, jugabilidad increíble y un lavado de cara excelente para su modo myClub. Y sobre todo redes, sí. redes.

Perseverante

Developer:
Konami
Publisher:
Konami
Plataformas:
PS4, Xbox One,
Windows PC
Lanzamiento:
28 de Agosto
2018
Ignacio Ostertag

Autor Ignacio Ostertag

Más notas de Ignacio Ostertag

Hacemos

GamePod :

SEBASTIÁN CIGARRETA

Director y Editor de Contenidos

Stream Host

    

RODRIGO VILLARRUEL

Director Creativo & Diseño

Contenidos

  

GERMÁN RAFFO

Redactor

    

RODRIGO SCARLATA

Redactor

    

IGNACIO OSTERTAG

Redactor

    

FRANCO BORGOGNA

Redactor

     

GINO MARCELLINO

Redactor

     

AXEL BOSSO

Redactor

     

LEONARDO ABOY

Desarrollo Web