Hace un tiempo atrás, cuando se hizo presente el florecimiento de los indies, fui escéptico a recibirlos con una cálida bienvenida. Sin embargo, la creatividad de los desarrolladores, el empuje de sus sueños y la pasión de esos alocados trabajadores, provocaron en mí un cambio de paradigma que generó admiración y respeto. Por eso, Omensight no es la excepción y el juego de Spearhead Games, estudio que nos brindó el genial Stories: The Path of Destinies, arremete con una fórmula simple pero a la vez efectiva.

Nos encontramos frente a un clásico hack & slash con toques de RPG que nos propone manipular el tiempo mientras recorremos un mapa limitado que nos obligará a repetir las últimas 24 horas del día para evitar el final de los tiempos. Todo esto en compañía de diferentes personajes que se irán presentando en nuestro camino y nos llevará a tomar una serie importante de decisiones: luchar junto a ellos o tratar de sacarlos del medio.

El título de la desarrolladora canadiense nos sitúa en Urralia, hogar de diferentes tribus de animales que habitaron pacíficamente esas tierras por un lapso considerable de tiempo. Sin embargo, al formarse el imperio de Pygaria, sus gobernantes abusaron de su inmenso poderío y provocaron el levantamiento rebelde liderado por sus más audaces luchadores. Eso, sumado al regreso de la feroz serpiente Voden, desencadenó el triste final de la comarca entera ante la infeliz reacción de la asesinada sacerdotisa Vera, única posible salvadora del reino.

Título:
Omensight
Plataforma(s):
PlayStation 4, PC
Desarrolladora(s):
Spearhead Games
Distribuidora(s):
Spearhead Games
Lanzamiento:
15 de Mayo de 2018

El enemigo ha azotado el prometedor futuro de la comarca y estará en nuestras manos restablecer la desvanecida armonía. En consecuencia, los viajes en el tiempo nos ayudarán a modificar el destino de cada uno los pueblos y, por medio de nuestra labor investigativa, llegar a esclarecer los fatales acontecimientos del lugar. En ese largo camino tendremos la asistencia de cuatro personajes, que sólo nos entregarán su respaldo de manera temporal y su participación en escena se confinará a la respuesta inmediata pero limitada a la vez.

Nuestro protagonista, The Harbinger, dependerá de ellos en contadas circunstancias ya que su destreza y habilidades especiales nos guiarán a sitios específicos de difícil acceso. La general Draga, el imponente oso Ludomir, la rebelde y veloz Ratika y el emperador Indrik representarán un aporte indispensable en batallas finales y el respiro necesario para ocasiones de inmenso peligro con salud al mínimo.

Por otra parte, el título de Spearhead Games nos permite seleccionar el nivel de dificultad desde el primer minuto y, como ya hemos visto en los últimos años, también se hará presente la chance de disfrutar de la historia sin preocuparnos por desafío alguno. Desde ese momento, nos sumergiremos en una aventura fantástica, con una narrativa que nos comentará paso a paso La Hechicera, con los puntos salientes de la trama.

https://www.youtube.com/watch?v=KVlMjAWINcU

La propuesta jugable se reduce a recorrer niveles de manera finita atravesando la tenebrosa Cárcel Imperial, un Bosque Carmesí infestado de enemigos, la devastada Ciudad de Ekka, el impenetrable Templo de Yarbog y la pequeña Taberna de Fyobor. A la hora de utilizar nuestros ataques, seremos capaces de apoyarnos en mecánicas ya vistas en su actual predecesor, con múltiples combos basados en movimientos especiales. No tardaremos demasiado en acostumbrarnos a los diferentes golpes en el campo de batalla, y utilizar cada uno de ellos en momentos oportunos definirá nuestra suerte en la travesía.

Las Ráfagas letales serán una opción inmejorable para sacarnos de encima varios enemigos con una sola acción y a su vez, las Explosiones Espectrales nos permitirán sacudir a nuestros adversarios con mágicas bombas mortíferas. Además, podremos hacer gala del Agarre Espectral, para que nuestro hermano de armas finalice la tarea sin ensuciar nuestras manos y por último, la Demora del Destino, que dejará temporalmente a nuestro placer la dimensión del espacio temporal.

Lo que más llama la atención de Omensight son los trazos del dibujante, el estilo artístico destaca por su originalidad en la introducción de cada nuevo escenario y el cel shading hace su presentación con un encanto inigualable. Este apartado coincide con el formato de su juego anterior y acompaña la narrativa en manos de fabulosos escritores: Nadim Boukhira (Stories), Genese Davis (The Holder’s Dominion) y Chris Avellone (Planescape: Torment, Pillars of Eternity)

La particular manera en que se van desarrollando los hechos y esa mecánica de volver al pasado para resolver los misterios, nunca se había sentido tan placentera. Sería aburrido regresar casi siempre a lugares que nos parecen familiares, pero la veta de los desarrolladores fue explotar los misterios, traiciones y conspiraciones para generarnos una constante atracción. A su vez, nuestro cometido pocas veces tendrá un mal resultado, porque La Hechicera nos estará esperando en el árbol de la vida para recordarnos las pistas recogidas, la apropiada selección de nuestro compañero y por supuesto, el upgrade de nuestras singulares destrezas.

En cuanto al apartado sonoro, los efectos cumplen sin destacarse al igual que la banda musical, que no será recordada como obra maestra en el mundo videojueguil. Sin embargo, las dulces melodías que nos acompañarán a lo largo de nuestra carrera frente a hordas de enemigos convertirán la experiencia en un acontecimiento llevadero.

No todo es color de rosa en Omensight, porque tardaremos en disfrutar el sistema de viajes al pasado por los largos tiempos de carga entre niveles. A pesar de ello, y aunque parezca tedioso trasladarnos a menudo a lugares ya recorridos con anterioridad, esto nos permitirá abrir puertas antes selladas por candados ancestrales. Estas nos proveerán de puntos de experiencia y pistas de suma vitalidad para nuestra investigación, pero sólo serán desbloqueadas una vez que hayamos conseguido nuevas habilidades.

En definitiva, lejos de ser el juego perfecto, el título de Spearhead Games demuestra que cuando hay buenas ideas, originalidad, mecánicas de juego accesibles para el público casual y una historia atrapante, es muy probable que el resultado final perdure en la memoria de los jugadores. A fin de cuentas Omensight es una aventura de acción muy divertida, para pasar al menos unas 10 horas de emociones constantes y para dejar en claro que ese recorrido por el mundo de Urralia jamás fue tiempo perdido.

Omensight
PlayStation 4, PC

Justo a tiempo.

Omensight es una bocanada de aire fresco a la falta de ideas y originalidad en la industria. La fórmula es sencilla pero eficaz a la vez. Diversión pura y dura para los amantes del género.

8

Mágico

Ignacio Ostertag

Autor Ignacio Ostertag

Más notas de Ignacio Ostertag

Hacemos

GamePod :

SEBASTIÁN CIGARRETA

Director y Editor de Contenidos

Stream Host

    

RODRIGO VILLARRUEL

Director Creativo & Diseño

Contenidos

  

GERMÁN RAFFO

Redactor

    

RODRIGO SCARLATA

Redactor

    

IGNACIO OSTERTAG

Redactor

    

FRANCO BORGOGNA

Redactor

     

GINO MARCELLINO

Redactor

     

AXEL BOSSO

Redactor

     

LEONARDO ABOY

Desarrollo Web